La Comunidad de Madrid ‘ficha’ a los trabajadores que protestan contra Güemes

Noticia publicada en elpais.com

En un vídeo, identifica como liberados a los que participan en las protestas.

CGT estudia medida legales contra el Gobierno regional.- IU califica el vídeo de “bochornoso”.

CC OO opina que es un “acto de intimidación” contra representantes de los trabajadores.

La Comunidad de Madrid ha enviado esta tarde un vídeo a los medios de comunicación en el que, bajo las caras de cuatro de las personas que ayer participaron en la protesta contra Juan José Güemes en el hospital Puerta de Hierro de Majadahonda, aparece rotulada su afiliación sindical. A dos incluso se les señala con una flecha roja. Tres de ellas son de CGT y la cuarta, de Comisiones Obreras. Con este vídeo, grabado por las cámaras de prensa del Gobierno regional durante la visita de Güemes y Esperanza Aguirre al nuevo centro, el Ejecutivo pretende demostrar su tesis de que las protestas están protagonizadas exclusivamente por “liberados sindicales” y apuntarles con el dedo acusador. La nota de prensa que acompaña a la grabación se titula Destapados los cuatro ‘liberados’ que protestan contra Güemes, a pesar de que ni se ocultan ni hay ilegalidad o irregularidad en la protesta, que transcurrió de forma pacífica. Sindicatos y oposición lo tildan de “barbaridad” y apuntan a que roza lo delictivo.

En el texto, muy breve y sin membrete oficial, la Comunidad de Madrid asegura que “la Comunidad de Madrid ha identificado a los cuatro liberados sindicales que protestan” contra el consejero de Sanidad. “Se trata de tres sindicalistas de la Confederación General del Trabajo (CGT) -una escisión del antiguo sindicato anarquista CNT-, y otra de CC OO”. La nota añade que son “una auxiliar de enfermería, un operario de máquina de impresión y reprografía, una administrativa y un celador”. Fuentes de la Comunidad de Madrid subrayan que tres “van vestidos con la bata blanca característica de los médicos” a pesar de no ser sanitarios.

Las mismas fuentes indican que “no se va a emprender ninguna medida legal contra estas personas”, ya que lo único que se pretende con su identificación es “demostrar” que se trata de “liberados sindicales”, tal y como apuntó Güemes. En respuesta, Raúl Soto, portavoz de CGT en el Puerta de Hierro y una de las personas que aparece identificada en el vídeo como liberado sindical, critica su contenido y opina que no es más que “el recurso del pataleo del consejero”. “Yo no comento ninguna irregularidad, me he presentado a unas elecciones sindicales según la Constitución y he salido elegido”, recuerda Soto.

Contra la intimidad y la ley sindical

La asesoría jurídica de la CGT, según avanza el sindicalista, estudiará si puede demandar al consejero por este vídeo que, en todo caso, “no va a coaccionar” su “labor sindical”, añade. A su juicio, “en el Puerta de Hierro se ha demostrado que no hay agresiones sino libertad de expresión porque Güemes engaña a los trabajadores, publica el vídeo para intentar echarnos a los ciudadanos encima”. Otro de los fichados, Alfredo Díaz-Cardiel, secretario de Organización en la sección de Sanidad de Madrid de la CGT, también opina que el vídeo podría violar “la Ley Orgánica de Libertad Sindical” y la “Ley de Protección de Datos”, por lo que ya está “en manos de los abogados” del sindicato. “Esto es ni más ni menos que obstrucción a la labor sindical”, explica, para denunciar a renglón seguido “una caza de brujas al estilo más rancio de la ultraderecha”.

Díaz-Cardiel ironiza además con “la chapuza” perpetrada por los responsables del vídeo, ya que “identifican a una mujer como miembro de la CGT y es de CC OO”, extremo que confirma este otro sindicato. “Es bochornoso que hagan lo que están haciendo contra la Sanidad pública, porque tras la privatización viene un empeoramiento del servicio, y que encima ataquen y acosen a los sindicatos”, que lo único que hacen es “defender a los 200 trabajadores despedidos en el nuevo Puerta de Hierro”. “Los trabajadores tienen miedo, por eso damos la cara nosotros”, subraya.

Desde Comisiones Obreras Madrid, Jaime Cedrún, secretario de Política Institucional, califica la grabación de “ataque directo” y de “acto de intimidación” contra la representación sindical. “Los representantes sindicales son elegidos cada cuatro años y tienen al menos la misma legitimidad que un concejal o un diputado”, subraya Cedrún. A su juicio, el objetivo de medidas como ésta es “parar las protestas que están salpicando todos los hospitales de la Comunidad de Madrid” debido a la “ineptitud” y la “gestión ineficaz” del PP. Cedrún añade que, con “este vídeo tan bárbaro”, lo que pretende Esperanza Aguirre es “implantar el delito de opinión” en la Comunidad de Madrid al tiempo que “enmascara” la privatización de la Sanidad Pública. “Quiere que cualquier protesta lógica, cualquier reivindicación laboral se convierta en un conflicto de orden público”, denuncia CC OO.

Para Cedrún, los intentos de criminalizar a los sindicalistas “les salen mal una y otra vez”, en referencia a la investigación abierta por la Fiscalía de Madrid de la visita de Güemes al Hospital Clínico, que cerró 24 horas después con la conclusión de que no existieron tales intentos de agresión. “Hasta en el vídeo de hoy se ve que la protesta es pacífica”, sentencia, para añadir que podrían constituir un delito contra la libertad y la intimidad de las personas” al desvelar a qué organización sindical pertenecen, por lo que también estudiarán acciones legales. “Pudieran haber cometido un delito contra la intimidad de las personas al publicitar su datos”, sostiene Cedrún.

“Si hay irregularidades, que denuncien”

Desde la oposición, Inés Sabanés, portavoz de IU en la Asamblea de Madrid, ha tildado el vídeo de “bochornoso” y considera “una barbaridad” que el Gobierno de Aguirre quiera, mediante malas artes, “criminalizar” a los sindicalistas. “Transmitir, a modo de propaganda, cintas de vídeo en las que se señala a sindicalistas como si fueran delincuentes es situarse por encima de la ley”, subraya la portavoz, que añade que el Gobierno regional “está dictando sentencia, señalando y culpabilizando” a personas que, lejos de estar cometiendo delitos, “están defendiendo a los trabajadores”.

“Aguirre se salta los cauces legales que rigen para cualquier ciudadano. Lo que debería hacer, si es que tiene constancia de que se haya producido alguna irregularidad en las protestas, es denunciarlo ante los tribunales, como hacen el resto de los ciudadanos”, exige, para agregar que, mediante este subterfugio, “dan continuidad a un proceso cerrado por la Fiscalía”. Para Sabanés, el vídeo “pone en cuestión derechos fundamentales” como son “la libertad de expresión, el derecho a la manifestación, a la concentración y la protesta” que tiene cualquier ciudadano, “incluidos los representantes sindicales”. “Están [el PP] en la bronca permanente, lejos de buscar cualquier punto en común”, se lamenta Sabanés.

Desde el PSM, no han querido agregar nada más a lo dicho esta mañana desde Bruselas por Tomás Gómez, que ha dicho que Aguirre y Güemes se han convertido en “el primer peligro de la sanidad madrileña”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s